Dr. Michael Laitman Para cambiar el mundo cambia al hombre

La crisis del transporte marítimo exige ser más sabios al comprar

crisis del transporte marítimo interdependencia globalización

Foto: 16/oct/21; Los Ángeles, California, EUA; un carguero espera para entrar al Puerto de Los Ángeles. Los problemas de la cadena de suministro han causado escasez de mercancías en todo el país, con barcos de carga esperan en la costa del sur de California para descargar. Crédito obligatorio: Robert Hanashiro-USA TODAY

De manera informal, Halloween inició la temporada de compras que se extiende hasta principios del año siguiente. Pero este año, los barcos están atascados en el mar, los puertos están abarrotados y la mercancía no llega a las tiendas ni a los clientes que pidieron en línea. Parece que muchos niños y tortolitos se sentirán decepcionados esta temporada navideña. Desde chips para computadora hasta automóviles, el mundo parece estar reduciendo volúmenes y creo que es grandioso para nosotros.

Ya que no estamos dispuestos a sentirnos conectados, la naturaleza nos obliga a entenderlo. Hemos sido interdependientes e interconectados durante décadas, si no más, pero nuestra actitud hacia los demás ha sido la de explotar y nos dañarnos unos a otros, donde y cuando sea posible. Obtenemos placer del dolor de los demás, ajenos a que su sufrimiento eventualmente también nos hará daño a nosotros.

Ahora, con golpes precisos en nuestros débiles puntos emocionales, la naturaleza nos hace ver lo que nos negamos a ver: todos estamos conectados. La crisis del transporte marítimo será una bendición para todos si somos inteligentes y entendemos lo que nos dice sobre las compras y sobre nuestra actitud hacia los demás.

Cuando creas lazos para tratar de abrirte camino sin importar cómo, en algún momento los lazos se rompen. Es lo que está sucediendo hoy. Todos los sistemas de conexión que construimos se están rompiendo y afectan todos los aspectos de la vida, desde precios de alimentos hasta dispositivos, el transporte y todos los ámbitos del compromiso humano. Construimos todo nuestro sistema con base en el ego; ¿podemos esperar que no colapse?

Ahora no tenemos más remedio que empezar a pensar más en términos de «nosotros» y menos en términos de «yo». Cuando está claro que las interrupciones en cualquier lugar conducen a interrupciones en todas partes, no podemos mantener actitudes abusivas y explotadoras hacia otros lugares u otras personas. Tenemos que pasar de pensar a nivel nacional, a pensar a nivel mundial, de un pensamiento exclusivo, a uno inclusivo.

Eventualmente, necesitaremos mecanismos para coordinar actividades globales, mecanismos de funcionamiento, no como la ONU o sus afiliados. Pero eso vendrá más tarde, después de que cambiemos nuestra forma de pensar y construyamos lo que se necesita construir, sin intentar usarlo para tener poder o para explotar a otros.

En un mundo donde las plagas se propagan como el viento, la producción se detiene y los precios de alimentos y gasolina se disparan, el pensamiento colaborativo no es opcional; es imperativo. La cooperación es la única actitud razonable, la única que mejorará las cosas. Si seguimos separando nuestros propio camino, los hilos que nos unen se romperán y todos tendremos una caída grande y dolorosa.

Etiquetado con: ,
Publicado en: News
Un comentario sobre “La crisis del transporte marítimo exige ser más sabios al comprar
  1. Rosa María Lomeli Delgado dice:

    Que lamentable es ver la formación de nuestros nietos, bisnietos e hijos y no sentirme escuchada. Muchas gracias 🌹 Dios los bendiga grandemente 🙏🌹🙏

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*