Dr. Michael Laitman Para cambiar el mundo cambia al hombre

En busca de nosotros mismos

sufrimiento sentido de la vida estrés depresiónLa búsqueda en Google de la respuesta a la pregunta «¿Por qué me siento triste?», batió todos los récords con un salto del 10% respecto al año anterior en el ranking de las búsquedas más populares de Google, en 2021. Las búsquedas sobre temas como: ansiedad, estrés, tristeza, dolor y métodos para afrontarlos, aumentaron incomparablemente.

Puedo entender por qué la gente se siente así y siento compasión. Aún más difícil para mí es ver que este sufrimiento no da ningún resultado. Es como si el dolor no fuera suficientemente grande, como para sacar a la gente a las calles a exigir un cambio global.

Obviamente, necesitamos llegar a un nivel en el que el sufrimiento venga de múltiples direcciones y lo sintamos todos. Sólo así comenzaremos a comprender que, a pesar de todas las preocupaciones y problemas, debemos conectarnos, unirnos, para influir en los líderes, eliminar la plaga, reducir la inflación y eliminar la tristeza.

Lo veo claramente: todo el sufrimiento humano viene de nuestra falta de conexión. No tenemos relaciones buenas ni amistosas ni amables. Y al mismo tiempo somos interdependientes y nuestra felicidad depende de la felicidad de los demás, pero nos negamos a aceptar esta realidad.

No nos importa causar daño a los demás, no reprimimos nuestro ego, nuestra implacable inclinación por el beneficio propio nos impulsa a hacer daño y a ser indiferentes.

Cuando el sufrimiento aumenta (y las búsquedas de Google muestran que está al alza en todo el mundo), colectivamente podemos reconocer el problema y su solución, pero ¿Cuándo sucederá? ¿cuántos golpes más y de qué magnitud tendremos que soportar? Somos como niños obstinados y descuidados que no quieren oír nada. No queremos reconocer que vivimos según las leyes del ego. Con golpes y catástrofes, la naturaleza nos obligará a darnos cuenta de que no tenemos más remedio que someternos y acatar sus leyes, pues estamos rodeados y encerrados dentro de la fuerza ineludible de la naturaleza.

Los niveles inanimado, vegetal y animal de la creación, son recíprocos e interdependientes, el sistema natural general los preserva y hay equilibrio entre ellos. Sólo la raza humana actúa en contra de este sistema, no busca reciprocidad y perturba el equilibrio. Recibimos sólo para nosotros mismos, de acuerdo con las leyes del ego y no estamos dispuestos a dar siguiendo las leyes de la naturaleza. Por eso, perturbamos el equilibrio, no sólo entre nosotros, también en los demás niveles de la naturaleza y ellos, como un poderoso bumerang, nos devuelven el golpe.

El año 2021 fue un año de descubrir grandes insuficiencias en las relaciones en la sociedad humana, de revelar la enorme fealdad del ego que domina a la raza humana y la impulsa a luchar, dañar y destruir. Debemos ver estas expresiones de nuestra naturaleza como oportunidad y base para construir una nueva estructura social.

Saldremos correctamente de la crisis si dirigimos nuestros esfuerzos a la conexión y a la cooperación. Así, a finales del siguiente año, nuestras preguntas más urgentes en la vida «¿Por qué estoy triste?» «¿por qué sufro?» serán respondidas y de nuevo puestas en orden.

Etiquetado con: , ,
Publicado en: News
Un comentario sobre “En busca de nosotros mismos
  1. Rosa María Lomeli Delgado dice:

    Gran verdad!!! Yo tuve COVID y hasta que me hicieron estudios me di cuenta que tenía depresión y tristeza. Pero la tristeza me ha acompañado toda la vida, porque reprimi la ira siempre eso me hizo depender de Dios y dejar de buscar ayuda en terapias y medicamentos. muchas gracias 🌹 Dios los bendiga grandemente 🙏🙏🙏

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*